Madrid Aloja aboga por implantar medidas para combatir la sobreocupación y garantizar un crecimiento sostenible y de calidad

La contención de precios que se debate dispararía los pisos turísticos

El alquiler vacacional ha advertido de que la contención de los precios que parecen negociar los dos socios de Gobierno para reformar la Ley de Vivienda provocará un aumento indiscriminado del número de pisos turísticos, sobre todo en aquellas zonas que el ejecutivo considere más tensionadas.

En este sentido, Madrid Aloja -como kilómetro cero del alquiler vacacional urbano con casi una de cada cuatro viviendas de uso turístico- ha destacado que el posible pacto entre PSOE y Unidas Podemos para congelar los precios de los alquileres haría que muchos propietarios, ante la posible prohibición de alquilar los inmuebles por una cuantía superior a la del anterior contrato, decidieran buscar la vía del alquiler vacacional. Además, se beneficiarían de las ventajas de este tipo de alquiler, como son la garantía en el cobro y la disponibilidad de la vivienda.

Esta advertencia de Madrid Aloja se produce después de haber presentado al Ayuntamiento de Madrid un plan de acción que pretende, entre otros objetivos, combatir la sobreocupación y lograr una oferta de alquiler vacacional centrada en la sostenibilidad y la calidad, en línea con el Plan Estratégico de Turismo 2020-2023 puesto en marcha por el consistorio madrileño, que ahora ultima una nueva regulación.

Entre su batería de medidas destaca la de acotar el número de nuevas viviendas turísticas hasta el 40% de los pisos que alberga un edificio o el censo de viviendas turísticas, con un sistema de plazas limitado -de acuerdo a criterios objetivos- pero dinámico. La asociación también aboga por medidas que favorezcan la convivencia con los vecinos, como la creación de un depósito de garantía proporcional al número de huéspedes; la instalación de sistemas de controles de ruido y vigilante nocturno para garantizar el descanso de todos, el acceso digital -sin llave física- al inmueble o la creación de la Oficina de Servicio de Mediación y Convivencia para que los vecinos se sientan escuchados y atendidos; una medida que ya ha demostrado en otras urbes más de un 90% de eficacia para resolver los problemas más comunes.

Madrid Aloja confía en que el consistorio apruebe una regulación más exigente para devolver la seguridad jurídica al sector frente al último Plan de Hospedaje aprobado por el anterior Gobierno municipal, de manera que pueda contribuir de una manera efectiva a asentar el turismo como base sobre la que mejorar el modelo productivo; en línea con la propuesta que la ministra de Asuntos Económicos y Transformación Digital, Nadia Calviño, hecha esta misma semana en relación a que el turismo debe ser uno de los motores de transformación para el futuro.

 

Madrid Aloja es el kilómetro cero del alquiler vacacional urbano en España. Con unas 3.500 viviendas de uso turístico, se erige como un actor fundamental para su defensa y regulación en la Comunidad con una normativa que podría sentar un precedente en nuestro país. La Asociación apuesta por el diálogo y el consenso entre los actores turísticos y las Administraciones como vías para garantizar una convivencia sana, reactivar el turismo y acelerar la recuperación social y económica. Mas información en www.madridaloja.org

Categorias: Economía Economía gral. Inmobiliaria Madrid Madrid Economía Madrid General Madrid Política Madrid Sociedad Nosotros Portada Sociedad Sociedad General Turismo